CLÍNICA DE PIE DIABÉTICO

  • Home
  • CLÍNICA DE PIE DIABÉTICO

PIE DIABETICO, EVALUACION, PREVENCION Y TRATAMIENTO

El pie diabético engloba un conjunto de síndromes en los que la presencia de neuropatía, isquemia e infección producen lesiones tisulares o úlceras debido a pequeños traumatismos, produciendo una importante morbilidad que puede llegar incluso a amputaciones.

En México las complicaciones de la diabetes mellitus, han tenido un alto porcentaje (80%), entre las más destacadas e importantes son: nefropatías diabéticas, retinopatías diabéticas y neuropatías con complicaciones vasculares que terminan en amputaciones.

Son también factores de riesgo de úlceras en el pie diabético, entre otros, los siguientes: úlcera previa en el pie , amputación previa de la extremidad inferior, tiempo de evolución de la diabetes (10 años), mal control glucémico , y mala visión.

Las complicaciones del pie son de las más graves y costosas entre todas las de la diabetes mellitus. Normalmente, la amputación de toda o una parte de una extremidad inferior se lleva a cabo tras la aparición de una úlcera de pie. Los índices de amputación podrían reducirse en un 49-85 % con una estrategia que incluyera prevención, formación de pacientes y profesionales, tratamiento multidisciplinario de úlceras de pie y supervisión minuciosa. Teniendo este dato en cuenta, varios países y organizaciones como la Organización Mundial de la Salud y la Federación Internacional de la Diabetes han fijado sus objetivos de reducción del índice de amputaciones en un 50 %.

La neuropatía provoca insensibilidad y a veces deformidad del pie, a menudo con un patrón de marcha anómalo. Un traumatismo menor causado, por ejemplo, por zapatos que no calzan bien, por caminar descalzo o por una lesión aguda, puede provocar una úlcera crónica en las personas con neuropatía. La pérdida de la sensibilidad, las deformidades del pie y la movilidad reducida de las articulaciones pueden dar lugar a una carga biomecánica anómala en el pie. Como consecuencia se genera piel endurecida (callo), lo que hace que aumente aún más la carga anómala y, a menudo, que aparezca una hemorragia subcutánea. Sea cual sea la causa principal, el paciente sigue caminando con el pie insensible, con lo que se deteriora la cicatrización. La enfermedad vascular periférica, normalmente junto con un traumatismo menor, puede dar lugar a una úlcera de pie dolorosa y puramente isquémica. No obstante, en pacientes con neuropatía e isquemia (úlcera neuroisquémica), es posible que no haya síntomas, a pesar de la isquemia periférica grave. La microangiopatía no debería aceptarse como causa principal de una úlcera.

 

Clínica Santa Fe

1 Reply to “CLÍNICA DE PIE DIABÉTICO”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Shares
Share This